Make your own free website on Tripod.com
Sergio Fernández: “Estoy muy cómodo en Brasil y trato de volcar todo lo que aprendí”



El ex remero campanense Sergio Abel Fernández regresó a nuestra ciudad con motivo de las fiestas de fin de año y luego de disfrutar de sus va-caciones en la jornada de ayer partió nuevamente a Río de Janeiro, Brasil, para comenzar a dirigir los entrenamientos en el Club de Regatas Vasco Da Gama, entidad en la que se encuentra desde hace más de un año y medio con vistas a la reanudación de las compe-tencias oficiales en el país an-tes mencionado.
Solo algunas horas antes de su partida a Brasil un cronista de Diario La Voz visitó a Sergio Fernández en su domicilio particular ubicado sobre calle Vélez Sársfield, en el Barrio La Argentina, y conversó con el exitoso remero y actual entrenador de uno de los clubes más importantes de Brasil quien le comentaba lo siguiente sobre lo realizado en la temporada pasada y los objetivos para este nuevo año:
“Yo tuve oportunidad en el Preolímpico de México de charlar con unos chicos de Brasil y ellos fueron los que me dieron la mano para poder llegar a trabajar o remar en Brasil, entonces se presentó esta oportunidad y el año pasado empecé a participar en el Club Vasco Da Gama, lo hice compitiendo en el principio y para el mes de marzo me dijeron que me necesitaban como auxiliar técnico así que colgué los remos y me dediqué a enseñar a remar a los chicos de la escuela y faltando tres meses para venirme me nombraron técnico junto con el equipo.
Estoy contento porque vieron que mi trabajo valía y un poco mal porque no se cobraba nada, pero siempre dieron la cara, estuvieron en todo momento que necesitábamos, nos solucionaban los problemas y a partir de abril de este año parece que me van a reno-var el contrato”.

P: Se puede calificar como positivo el balance de la temporada anterior?
R: “Sí, positivo en el senti-do que el club siga manteniendo su victoria, el trabajo mío fue muy alocado porque no solamente fue enseñar a remar, estuve también haciendo otras cosas porque me arreglo con las manos y trabajo en algunos barcos que están rotos y haciendo un poco de todo como es el derecho de piso que pagás en cualquier fábrica o en cualquier lugar. Al principio cuesta un poco pero si uno es tranquilo y trabaja bien no te van a ir a molestar”.
P: ¿Cómo son las competencias en Brasil y en que ca-tegorías se dividen?
R: “El nivel no es muy alto del club, sí había una remuneración muy grande para los remeros, falta trabajar, recién a partir de este año se cambió mucho porque nuestro entrenador rumano hizo bajar los sueldos y los hizo trabajar más. El verdaderamente trabaja mucho, dentro de todo lo que yo aprendí con el rumano que tiene campeones olímpicos y mundiales, muy conocido y respetado en Europa, es un entrenador de alto nivel, he podido charlar con él porque habla distintos idiomas, tanto el castellano como el portugués, el alemán, también el inglés y el español y así pudimos hablar un montón de cosas de entrenamientos. Igual cosas me quedan por aprender, fue muy poco el contacto que tuve con los chicos porque hacía 18 años que remaba, después hice el cambio pasando a ser entrenador y solamente les enseñaba lo que sabía y había aprendido”.
P: ¿Porqué optaste por el cambio? ¿Era una propuesta más interesante?
R: “Creo que el remo llegó a un punto donde si tenías que llegar a niveles más altos, tenías que trabajar con otras cosas y a mi no me interesaba, son deportistas que están ban-cados por empresas que quieren resultados, es algo normal, y tenés que recurrir a otros elementos que no son de tu agrado y hacer una más no significaba una mejora económica, sinó hacer la satisfa-cción de haber logrado, por ahí me quedó ese dolor de no haber logrado lo que quería, pero a la vez tener a la familia y saber que te reconocen un montón de trabajos que yo no pensaba, seguían toda mi carrera hasta los dirigentes del propio club como Mario Lamosa que lo hacía en forma contínua y el entrenador que estaba ahí Marcelo Neves que ha competido contra mí y también conocía de mi carrera, entonces eso me dió satisfacción y no pensaba que me te-nían así en cuenta en un país extranjero”.
P: ¿Cómo será la diagra-mación del año en cuanto a las competencias deportivas?
R: “El sistema de entrenamientos y toda la diagrama-ción la hace el rumano que es Constantinopla.
El regresa tres días después que voy yo, pero la programación de Rumania es casi similar a la de Argentina, no hay mucha diferencia.
El trabajo es siempre en el agua por lo que estuve hablando con él, tienen flexibilidad en momentos que hay que modificar.
Lo que tiene de bueno él es el respeto hacia la persona y hacia el trabajo y el remero, eso es lo que vale, tener mucho respeto hacia una persona, creo que eso es muy impor-tante y valioso.
Hasta ahora tenemos 80 remeros y sobre las competencias eran doce regatas en total, ahora se aumentaron a 16, se agregaron muchas categorías femeninas, no es que en todas las regatas tenés el single, lo tenés a principio del año en una categoría y no lo tenés más en todo el año, y vas teniendo las ocho disciplinas, es decir el single, el doble, for esquí, dos sin, dos con, cuatro con, cuatro sin y el ocho.
Yo tampoco manejo las perspectivas que tiene Brasil para el calendario internacional, lo que sí tiene un buen apoyo económico como selección.
Es parte de un juego como si fuera el Loto de acá que se llama Megacena y le toca el 3% por año de las ganancias que son alrededor de 450.000 reales a dólares son 400.000 al año”.

P: ¿Salieron del país a competir el año pasado?
R: “Sí, compitieron en los Mundiales en la Copa del Mundo, pero no fueron a competir al Sudamericano.
Creo que se reservan más para el campeonato que se hace este año en Río de Janeiro sobre el Lago y teniendo esa inversión pueden trabajar distinto”.

P: ¿Cuáles son las metas y los objetivos para esta temporada?
R: “Allá estoy muy cómodo y tranquilo, trabajo a nivel club, posiblemente el entrenador puede llegar a agarrar la Selección, eso lo tenía que decidir.
Es que a mí tampoco me interesa trabajar a nivel internacional, si hoy en día trabajaría con gente para salir al exterior solamente lo haría con pesos ligeros, que es lo más limpio y lo que más se puede acercar de los latinoamericanos de tener resultados afuera, a nivel alto sería trabajar con otras cosas que tampoco me interesa darlas. Estoy bien con los otros dos entrenadores, los cuatro ayudantes, tres masculinos y una femenina, así que somos siete en total”.

P: Gracias Sergio y suerte para este nuevo año..
R: “No, gracias a vos y al Diario por venir y vamos a seguir allá en El Lagoa como lo llaman, estamos cerca del Jardín Botánico, Gabia, Panema, que son los más conocidos allá.
Después viene Copacabana, pero yo estoy en la parte del Lago donde están los clubes Flamengo y Vasco, así que en cualquier oportunidad los espero por allá”.

 

VOLVER